domingo, 26 marzo 2023
semana laboral

La reducción de la semana laboral a cuatro días ha llegado para quedarse. ADRIÁN HEREDIA

No hace tanto hablar de la normalización del teletrabajo o reducción de la semana laboral era fuertemente criticado por determinados sectores que decían afectaría muy negativamente a la productividad laboral.

Sin embargo – y por un motivo de fuerza mayor como ha sido la pandemia – las empresas y administraciones han tenido que modificar su modelo en aras de una mayor flexibilidad que les permitiera trabajar pese a las circunstancias.

Tal y como explica en un reciente artículo de opinión para la revista Ethic, el emprendedor y Venture Builder, Adrián Heredia, las empresas se encuentran en cambios organizativos muy importantes que han venido para quedarse.

La situación del mercado laboral ha cambiado enormemente en los últimos años. La rotación de equipos es hoy una realidad que está más presente que nunca en las empresas. Ya no es habitual que una persona desarrolle toda su vida profesional en la misma compañía. Por este motivo, encontrar, atraer y retener a los mejores trabajadores se ha convertido en un gran desafío y una prioridad absoluta en las agendas de cualquier empresa.

El cambio de la cultura del trabajo, la competencia entre empresas y la falta de profesionales en ciertos sectores nos está indicando que, para poder formar a nuestros equipos, ya no es suficiente con ofrecer una vacante que tenga un salario competitivo y unas condiciones favorables en cuanto a dietas, viajes, formación, etc.

Las empresas, además, deben estar atentas a factores como la felicidad de sus empleados y la supervisión constante de sus niveles de motivación o satisfacción laboral.

En este sentido, una de las mejores iniciativas para promover su felicidad y bienestar laboral es devolver a las personas su recurso más valioso: el tiempo. Jornadas flexibles, teletrabajo o la reducción de la semana laboral a cuatro días son iniciativas que han llegado para quedarse, ya que, con este tipo de medidas de conciliación, ganamos todos: las personas y las empresas.

La vida laboral y personal no son independientes; por ello, el bienestar individual incide directamente en los resultados a nivel organizativo. La flexibilidad laboral evita trabajadores quemados.

Lo que conocemos como el síndrome de burnout, y que debería preocuparnos porque, según arroja el II Observatorio Adecco sobre bienestar emocional y factores psicosociales, dos de cada tres empresas de nuestro país han detectado un aumento del síndrome del «trabajador quemado» en el último año. Este síndrome se produce por la cronificación del estrés laboral y, además de suponer un estado de agotamiento mental y físico en las personas, incide directamente en la desmotivación y productividad de las personas en sus puestos de trabajo.

Por esta razón, y para disminuir las estadísticas de personas con este síndrome, es necesario promover iniciativas que procuren el bienestar en el ámbito profesional. Con ello, conseguiremos reducir el estrés de los equipos, a la vez que se impulsa su creatividad y productividad, se reduce su rotación y aumenta su compromiso y sentimiento de pertenencia a la empresa. Todos ellos aspectos que las empresas buscan.

Ya sea en formato híbrido o total, el teletrabajo sí que está ganando adeptos entre las compañías. Algo que no ocurre, de momento, con la semana laboral de cuatro días, que todavía despierta mucho recelo. No obstante, para comprobar que esta medida encaja con el tipo de empresa y su actividad, es importante implementarla de forma progresiva, para poder hacer ajustes.

Por otro lado, también es necesario implicar al propio equipo, promoviendo que sean capaces de planificar mejor sus tareas, realizar las reuniones en el tiempo previsto e identificar qué tipo de trabajo se puede hacer en asíncrono.

La buena noticia es que, para toda esta transformación en la forma de trabajar, contamos con las posibilidades que ofrecen las nuevas herramientas tecnológicas, las cuales impulsan la eficiencia en el teletrabajo y mejoran la comunicación interna.

(…)

ADRIÁN HEREDIA
Es emprendedor, venture builder y ceo de de Byld

Redacción
En Positivo

Leer más:

El éxito de la semana laboral de cuatro días para una mejor conciliación

Trabajar menos, vivir más: una semana laboral más corta

Un futuro menos injusto y asfixiante con mejores condiciones laborales. JOSEP M. COLOMER

Recibe nuestro boletín semanal
con lo más positivo de los medios

Opiniones

Descarga gratuita

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos.
Privacidad