El PSOE parece el único partido en condiciones de liderar la salida. Jordi Amat

El PSOE parece el único partido en condiciones de liderar la salida. Jordi Amat

Reacción o evolución.
El año pasado Anna Bosco –profesora en la Universidad de Florencia– publicó el ensayo Le quattro crisi della Spagna. Ayer nos resumió su tesis en El món de demà. Vale la pena leer su artículo: estructura nuestra confusa situación con la distancia analítica que debería caracterizar a la academia rigurosa.

Esta politóloga constató que la crisis económica había sacudido las democracias del sur de Europa, pero además en España habían confluido unas transformaciones aún de mayor profundidad. Durante la última década, aparte de la económica, Bosco afirma que en nuestro país se han ido solapando tres crisis más: una política –dinamitando el bipartidismo–, una territorial –obturando la mecánica del Estado autonómico, constitutiva del Estado de 1978– y, al fin, una crisis institucional –poniendo en duda el consenso constitucional–.

Aceptada esta descripción de la situación presente, se comprende mejor el planteamiento polarizador con el que nos está torturando esta campaña. No serán unas elecciones generales ­como las otras. En juego está la alternancia, como siempre, pero hay algo más. Se percibe, por la agonía y por la histeria, que alguna cosa nuclear está acabando.

Pero tampoco serán unas elecciones convencionales porque la ida del domingo la complementará la vuelta. El 26 de mayo, cerrado el ciclo con las municipales y las europeas (más algunas autonómicas), es probable que la mayoría del personal político español se haya reorganizado. Y si con este movimiento el poder ha confluido de manera clara hacia un determinado espacio, será desde aquel espacio que se delimitará la orientación que tendrá la salida a la actual situación crítica.

Hoy el PSOE parece el único partido en condiciones de liderar dicha salida. No sólo porque las encuestas repiten que ganará con una cierta claridad. Sobre todo porque es el único partido que, sin moverse, ha preservado la posibilidad de pactar con otras fuerzas.

Quizá, pues, eso sea lo que realmente esté en juego: saber con quién llegará a un acuerdo Sánchez para gobernar. La selección de los socios preferentes, después de mayo, perfilará la dirección del futuro de España. O la reacción o la evolución.

Jordi Amat
Publicado en: La Vanguardia

Leer más:

Si no vota, no se queje luego. Manuel Castells
Que esperamos los ciuda­danos españoles de estas elecciones. Remei Margarit

 

  Categories:

ver mas artículos

Noticias recientes

Del periodismo inmovilista al constructivo que mueve el cambio social.

Un periodismo que no sólo es preciso y minucioso, que además muestra que se puede hacer, introducir soluciones y miradas alternativas.

Leer más

La felicidad de una persona depende de sus relaciones con las demás. Entrevista a Tal Ben-Shahar

Tal Ben-Shahar, consultor empresarial; ha sido profesor de Psicología Positiva en Harvard. Tengo 49 años y la convicción de que la vida es demasiado corta para tener prisa. Nací en

Leer más

Triunfó otro México. Jorge Volpi

Otro México. Este primero de julio de 2018 fue derrotado el México de las élites y el México de la desigualdad. El México neoliberal y el México de la guerra

Leer más

Disparate de género. Anton Layunta

¿El feminismo y el machismo son las caras opuestas de un mismo error histórico? La Tierra no era plana. El Sol no orbitaba alrededor de ella. Disparates grandes. Disparates pequeños.

Leer más

El control está en manos de las personas equivocadas. Timothy Garton Ash

La batalla de la Inglaterra europea. La Historia a los vencidos / puede ofrecer su pena, pero no ayuda ni perdón”. Los versos que dedicó W. H. Auden a la

Leer más
Escribe uncomentario

0 Comentarios

Añadir un comentario