Alexandria Ocasio-Cortez de 29 años, la más joven de la historia en llegar al Congreso estadounidense

Alexandria Ocasio-Cortez de 29 años, la más joven de la historia en llegar al Congreso estadounidense

Alexandria Ocasio-Cortez, la novata que electriza la política en Washington.
El despacho de Alexandria Ocasio-Cortez llama a gritos desde el final de uno de los largos pasillos del edificio Cannon del Congreso. Un mural de post-its de colores a ambos lados de la entrada rompe la armonía en la hilera de oficinas uniformes por las que hay que pasar para llegar a la suya: la de Andy Levin, representante por Michigan; la de David Scott, por Georgia; o la de John Ractliffe, por Texas. Ninguno de ellos cuenta, tampoco, con el grupo de chicas en viaje de estudios que este miércoles monta guardia para ver en persona a la inquilina del número 229 como quien aguarda a Madonna a la salida de un concierto. “Está allí… ¡A-O-C!”, grita de repente una de las muchachas. “¡Te queremos!”, exclama otra. En efecto, como si de una estrella del pop se tratara, Ocasio-Cortez ha salido por una puerta secundaria. Al oír sus iniciales, convertidas ya en una suerte de marca personal, se gira y saluda con una sonrisa del tamaño del Capitolio.

Desde su debut en la Cámara de Representantes el pasado 3 de enero, Alexandria Ocasio-Cortez ha puesto Washington patas arriba.

Convierte en oro mediático todo lo que toca, arrastra a hordas de millennials y ha colocado las propuestas más izquierdistas del espectro ideológico americano en el centro del debate. Para entender la magnitud del fenómeno que supone esta mujer de 29 años, la más joven de la historia en llegar al Congreso estadounidense, hay que recordar que hace poco más de un año se ganaba la vida tras la barra de una taquería en Nueva York. Su victoria en las primarias el pasado verano, frente a una vaca sagrada del Partido Demócrata, supuso una pica en el cielo. Representante de un distrito muy progresista de la ciudad, Queen-Bronx, tenía atada la elección en noviembre. Ahora, desde el escaño, ha dejado de ser una anécdota curiosa.

En un país que aún asocia el término socialismo a las dictaduras comunistas, Ocasio se reivindica socialista demócrata, en la estela de Bernie Sanders, y reclama un impuesto de hasta el 70% para los ingresos superiores a los 10 millones de dólares, propuesta que ha sido alabada por economistas de corte progresista como el Nobel Paul Krugman.

Y con el debate migratorio al rojo vivo, reclama el desmantelamiento de la policía fronteriza (ICE, en sus siglas en inglés), medida a la que después se han sumado otro demócratas, como la precandidata presidencial Kirsten Gillibrand. Todo, desde un altavoz monumental.

Leer más: El País

  Categories:

ver mas artículos

Noticias recientes

El sueño de los colonos europeos lo han conseguido este siglo XXI los chinos

China logra el sueño colonial de unir por raíles las costas de África. Los imperios británico y francés lo intentaron durante el siglo XIX, uno de este a oeste y

Leer más

Macron reducirá los impuestos a la clase trabajadora de Francia

Macron prometió a los votantes que podría reducir el desempleo al 7 por ciento para las próximas elecciones presidenciales en 2022. Para cumplir con ese objetivo, la economía tendría que

Leer más

El papa Francisco luchará contra la pena de muerte en todo el mundo

El papa Francisco cumplió un paso histórico al modificar el catecismo de la iglesia católica para declarar “inadmisible” la pena de muerte e incluir un compromiso a luchar contra ella

Leer más

La anticipación y la unidad política en Portugal

Coronavirus: por qué Portugal tiene un número de fallecidos 32 veces menor que su vecino España (y el inusual papel de su clase política). Portugal y España comparten una frontera

Leer más

En España el PSOE gana las elecciones

El PSOE gana con rotundidad. El PSOE es el ganador de las elecciones municipales, autonómicas y europeas, en las que superó el 32% de los votos y dejó al PP,

Leer más
Escribe uncomentario

0 Comentarios

Añadir un comentario