El movimiento de la felicidad

El movimiento de la felicidad

La felicidad no es un término que pueda definirse de forma inequívoca y absoluta. Después de todo, ¿qué implica la felicidad?, ¿un estado de ánimo, un sentimiento?

Aunque es complicado definir la felicidad y las claves para alcanzarla, en los últimos tiempos han surgido distintas iniciativas que intentan promoverla, guiar a las personas para que descubran qué tipo de cosas pueden hacerlas felices.

Eso es lo que intentan algunas organizaciones como la americana Project Happiness o la londinense Action for Happiness (AfH).

En una campaña junto con la revista Psychologies, AfH impulsó la apertura de clubes dedicados a fomentar la felicidad por todo el país. Actualmente hay más de mil clubes de este tipo y más de 10.000 personas involucradas. La idea es que los participantes vean cuánta ayuda puede prestarles un ejercicio tan simple como es hablar con los demás, compartir sus problemas, sus opiniones y sus experiencias personales.

[banner_suma]

Utilizando los principios promovidos por esta organización, el profesor Adrian Bethune estableció en su escuela una semana para prevenir el bullying. El objetivo encomendado a cada alumno era el de hacer algo bueno por los demás. Esto permitió que niños de tan solo 7 años comprendieran que hacer felices a los demás podía hacerles felices a ellos mismos.

Otra persona que está teniendo una gran repercusión en este campo es el profesor Tal Ben-Shahar, que en los últimos años ha convertido la asignatura que imparte en la Universidad de Harvard en la más seguida de todo el país, con una media de 1.400 alumnos cada semestre.

Tal Ben-Shahar es un psicólogo y filósofo nacido en Israel que ha recorrido medio mundo participando en actos, publicando best sellers y dando conferencias acerca de la felicidad.

Para el docente “una persona feliz disfruta las emociones positivas al mismo tiempo que considera que su vida está llena de significado”. Sostiene que lo importante no son los momentos dolorosos que experimentamos a lo largo de la vida, sino hacer de ella un balance positivo. Recomienda escribir, sonreír, hacer ejercicio, ser agradecido y gastar el dinero en experiencias, no en bienes materiales.

Puede que no exista una fórmula que garantice la felicidad, pero sí hay muchas cosas que podemos hacer para entrar en un estado generalizado de satisfacción con nosotros mismos, sin olvidarnos que formamos parte de un mundo habitado por muchas otras personas, y que cuidar y preservar ambas cosas es fundamental para ser feliz.

Elena Chozas
Redacción

Leer más:
El valor de la felicidad no se compra con dinero

[banner_btn_suma]

  Categories:

ver mas artículos

Noticias recientes

Una película esperanzadora del conflicto palestino-israelí

Una dialéctica internauta que se establece entre los jóvenes Tal y Naïm que contribuye al debate aportando cierta verdad documental al relato, a través de la realidad vivida.

Leer más

Las ciudades más inteligentes del mundo

Las ciudades inteligentes no solo utilizan las nuevas tecnologías sino que también consiguen una sostenibilidad económica y social mejorando la calidad de vida de sus ciudadanos.

Leer más

El primer campamento con mobiliario de Ikea como solución al asilo de los refugiados

Con un coste asumible de 1.200 euros se tratan de cabañas de 1,75 metros cuadrados que pueden alojar cinco personas. También equipadas con mobiliario de camas y colchones.

Leer más

Los más bellos parques urbanos del planeta

Ya sean o no buenos para la vida económica de las ciudades –y usualmente lo son– los parques urbanos nos hacen sentir tan bien como a la flora y la fauna que los habitan.

Leer más

Reproducción asistida con el ADN de tres padres

Los científicos estiman que alrededor de 2.500 mujeres en el Reino Unido podrían beneficiarse de este procedimiento, que cuenta con el apoyo de numerosos científicos de todo el mundo.

Leer más
Escribe uncomentario

0 Comentarios

Añadir un comentario