China y su nuevo desafío de crecimiento económico

China y su nuevo desafío de crecimiento económico

Con vistas a la celebración del centenario del Partido Comunista de China en 2021, Li Kequiang, propone un plan de crecimiento económico y estabilidad social como medidas para frenar la desaceleración económica y la gran desigualdad que están sufriendo en un plan para los próximos cinco años.  De este modo China mejorará e incrementará notablemente su economía de manera modernizada y podrá verse como una gran potencia.

En su discurso ante la Asamblea nacional,  el primer ministro propuso fuertes ideas con una gran esperanza y un mensaje tranquilizador para lograr soluciones positivas en un periodo estimado para los cinco próximos años.

Entre sus objetivos principales, se pretende doblar el PIB y la renta per cápita del 2010 manteniendo el crecimiento económico entre un 6,5 y un 7%  que frenará la desaceleración actual y al mismo tiempo, propone mejorar la estabilidad social implantando nuevas medidas que ayudarán tanto al empresario como al trabajador.

[banner_suma]

Actualmente China se encuentra en un momento complicado,  arrastrando una deuda de los años 90 producida por los excesos de inversión, que se vive con más dificultad y desesperanza entre el sector público. Como solución propuesta en la Asamblea Nacional, se pretende fomentar y renovar la productividad de los trabajadores de PYMES y reducir los monopolios y privilegios legales que favorecen en gran medida a las élites.

Con el propósito de evitar las protestas de dirigentes locales,  provinciales y sociales que ello pueda generar y ya está comenzando a escucharse, el primer ministro propone medidas que mantendrán un equilibrio mediante la prolongación de las reformas estructurales.

Con una política monetaria acomodativa reducirá los impuestos de las empresas con el propósito de facilitar la inversión, aumentando el techo fiscal en un 2,3%. Habrá una inversión pública de un 7% con obras de grandes infraestructuras, se construirán con una inversión de 112.000 millones de euros nuevas líneas de trenes de alta velocidad y con 230.000 millones nuevas autopistas y obras hidráulicas.

Además propone la creación de un fondo de 14.000 millones de euros en función de subsidios y compensaciones para los trabajadores afectados en la reconversión industrial. Li Kequiang asegura además la reconversión industrial para que los empleados no queden parados y de tal modo seguir creciendo.

Este nuevo proyecto para el crecimiento económico y de sostenibilidad social de China se ve como un gran reto y desafío que, por un lado, muchos ciudadanos y dirigentes ven con mucha esperanza, y por otro, sigue abierto un continuo debate.

Aiste Bereckyte 
Redacción

Leer más: 
El mundo es capaz de amortiguar la crisis económica en China 

[banner_btn_suma]

  Categories:

ver mas artículos

Noticias recientes

Llevar la “libertad democrática” a la Sede Santa. Opinión de Umberto Eco

Por momentos, parecería que Francisco fuera la única persona que queda que dice y hace “cosas de izquierda”.

Leer más

La cultura a favor de los refugiados

Uno de los más activos artistas por esta causa, el contemporáneo chino Ai Weiwei, ha mostrado múltiples ocasiones en los últimos meses su apoyo a los refugiados.

Leer más

Desempleo, un mensaje positivo sobre la situación

Luciano Benetton, asegura que quiere romper con la idea de que los jóvenes parados no están preparados.

Leer más

Los espacios verdes nos hacen más felices

El investigador Ian Alcock tiene distintas hipótesis sobre por qué las áreas verdes mejoran nuestra felicidad. Primero, asegura que el simple hecho de observar estos paisajes, podría ayudar a reducir el estrés, permitiéndonos hallar una mayor paz interior.

Leer más

El body paint como expresión artística

La desnudez del cuerpo humano torna en una obra artística de gran belleza, dejando a un lado lo violento de las formas desnudas.

Leer más
Escribe uncomentario

0 Comentarios

Añadir un comentario