Cultura de mujeres.

Cultura de mujeres.

Llegaron sin complejos para quedarse. Algunos lo llaman poder rosa pero lejos del cliché cromático estamos frente al nacimiento de una nueva cultura de las mujeres; protagónica y visible, mucho más que sus antecesoras.

Si por mucho tiempo el feminismo batalló a través de la palabra, cuando sólo ser escuchadas ya era una victoria; hoy se convierte en política en acto demostrando su movimiento a través de las más altas cuotas de representación femenina.

En España, uno de los países aún de tradición machista por las reminiscencias de un franquismo no tan remoto, demuestra desquitarse de su pasado a razón del papel relevante que están adquiriendo sus mujeres en política.

Muestra significativa las elecciones del 24 –M y toma de poder de las mujeres alcaldables o con cargos de primera línea: Manuela Carmona (Madrid), Ada Colau (Barcelona), o en autonomías como Susana Díaz ( Andalucía), Cristina Cifuentes (Comunidad de Madrid) o Mónica Oltra (Comunidad Valenciana)…

Signos similares se aprecian en toda Latinoamérica donde en cada vez más casos se erigen como presidenta de sus naciones o han sido en algún periodo: Dilma Rousseff (Brasil), Cristina Fernández (Argentina), Michelle Bachelet (chile) o Laura Chinchilla (expresidenta de Costa Rica), por citar ejemplos representativos y considerando la política como la punta del iceberg de todo un fenómeno.

Quizá lo más reseñable es que la integración de la visión femenina ya no se considera parte del problema sino solución de los males que aquejan el mundo. Es por fin la afirmación de la esencia de la mujer, que involucra el cuerpo y mente, los afectos naturales y sexualidad completa y progenitora.

Nos enfrentamos a un nuevo arquetipo que desplaza al autoritarismo y poder entendido como medio avasallador; en su lugar la empatía y flexibilidad para un mundo cambiante que necesita también lo irracional del ser creativo.

Atendiendo su naturaleza amplificadora la propia cultura feminista encierra en sí diversos feminismos en respuesta a distintos contextos y peculiaridades entre las mismas mujeres. Así no menos importantes a escala global son las conquistas de las mujeres en países de oriente como Irán y Arabia Saudita donde gestos como asistir sin prohibiciones a los estadios deportivos o libre movilidad empiezan a romper sus dogmáticas leyes.

Aún desde la posición pese a todo privilegiada de occidente los avances pueden verse a años luz pero como decía la joven Malala “Un libro y una pluma pueden cambiar el mundo”. Consigna que también sigue la primera dama Michelle Obama con la última promoción de la campaña “Let Girls Learn” que vela por educación de las jóvenes.

Jorge Dobner
Editor
En Positivo

Leer más:
El cambio ya esta aquí
Las mujeres más poderosas del mundo

  Categories:

ver mas artículos

Noticias recientes

La realidad En Positivo.

Debemos celebrar que esta época de inflexión ha propiciado el despertar de nuestra fuerza.

Leer más

¡Bendito Papa!

Jorge Mario Bergoglio, el hombre que desde su humildad, nos ha traído la luz a las tinieblas hasta los rincones más oscuros de nuestro mundo terrenal.

Leer más

El gigante chino y el pequeño occidente.

Un grupo compacto de políticos con experiencia en el país y contrastada trayectoria (la mayoría superan los 60 años). Las comparaciones son odiosas con buena parte de la dirigencia mediocre e incluso grotesca que tenemos en occidente.

Leer más

Economía positiva. Jorge Dobner

Nadie puede decir que durante el via crucis de la crisis global se ha reaccionado desde distintos sectores en un intento de atenuar la agonía. No en vano si hoy

Leer más

Rebelión en la granja.

La corrupción, el fraude y falta de integridad moral no son valores distintivos de una sociedad que ha demostrado paradójicamente unirse frente a la adversidad con un espíritu comprometido digno de mención.

Leer más
Escribe uncomentario

0 Comentarios

Añadir un comentario