martes, 07 febrero 2023

Una dieta vegetariana para reducir el riesgo de cáncer de colon

Un nuevo estudio, en que participaron más de 77, 000 adultos, arroja a la luz que las personas que consumen una dieta vegetariana saludable tienen un riesgo de cáncer de colon y rectal más bajo que las no vegetarianas, dijo el Dr. Michael Orlich.

El cáncer colorrectal es la segunda causa principal de muerte por cáncer en Estados Unidos. Los esfuerzos de detección, que incluyen la colonoscopia, han ayudado a salvar muchas vidas al detectar pólipos precancerosos, apuntó el investigador líder del estudio, Michael Orlich.

“Pero es incluso mejor prevenir la formación de cánceres. Es lo que llamamos prevención primaria”, dijo Orlich, que es profesor asistente de medicina preventiva de la Universidad de Loma Linda, en California. “La dieta es en potencia un método importante para reducir el riesgo de contraer cáncer colorrectal”.

Evidencias anteriores han vinculado comer carnes rojas y procesadas con un riesgo más alto de cáncer colorrectal, y consumir alimentos ricos en fibra con un riesgo más bajo, apuntó Orlich.

[banner_suma]

Sin embargo, el Dr. Alfred Neugut, profesor de epidemiología del Centro Médico de la Universidad de Columbia en la ciudad de Nueva York, dijo que nadie ha identificado con certeza el motivo de que una dieta vegetariana pudiera reducir el riesgo de cáncer de colon.

Los estudios sobre la dieta solo pueden mostrar una asociación entre el cáncer y la dieta, y no una relación causal, dijo Neugut. “Ese es el problema con los estudios dietéticos sobre el cáncer. No sabemos exactamente cuál es la conexión”, lamentó.

Neugut dijo que una dieta vegetariana podría ser señal de otras conductas saludables, como hacer ejercicio y no fumar, lo que podría también reducir el riesgo de cáncer.

La investigación de Orlich, publicada on line en la revista JAMA Internal Medicine, incluyó datos sobre casi 77,000 hombres y mujeres.

“Más o menos la mitad de la población de nuestro estudio se clasificó como no vegetariana, y dijo comer carne al menos semanalmente”, dijo Orlich.

Los demás participantes se dividieron en cuatro grupos: los semi vegetarianos, que comían carne menos de una vez por semana; los vegetarianos que comían pescado y mariscos, pero evitaban las demás carnes; los lacto-ovo-vegetarianos, que evitaban la carne pero comían huevos y/o lácteos; y los veganos, que evitaban todas las carnes, los huevos y los lácteos, explicó Orlich.

“Todos los vegetarianos, en conjunto, presentaban una reducción del 22 por ciento en el riesgo de contraer cáncer colorrectal, en comparación con los no vegetarianos”, dijo.

Todo en moderación es bueno para el organismo, excepto ciertas prácticas y hábitos como no hacer ejercicio o fumar. Los excesos tampoco son recomendables, en ningún caso.

Robert Blasi
Redacción

Leer más:
El origen de la metástasis 

[banner_btn_suma]

Recibe nuestro boletín semanal
con lo más positivo de los medios

Opiniones

Descarga gratuita

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos.
Privacidad