Héroes con el don de la empatía

Héroes con el don de la empatía

Es habitual que nos lleguen historias de gente que consiguió llegar muy alto a pesar de contar con muy pocos recursos. No son tan comunes las historias inversas: personas que teniéndolo todo, deciden voluntariamente experimentar una vida sin privilegios. Estos actos tienen por lo general fines sociológicos. Un acto de empatía llevado a su máxima expresión al ponerse literalmente en la piel de la otra persona.

A continuación os exponemos cinco casos en los que sus protagonistas cambiarían su vida o la de los demás tras realizar un trabajo de empatía extremo:

1. El orgullo de no tener nada:

Giovanni Bernadone tenía 23 años cuando visitó la basílica de San Pedro en Roma. Era hijo de un acaudalado comerciante de telas y burgués. En su visita al templo católico, Bernadone quedó impresionado por el contraste entre la majestuosidad del edificio y la pobreza de los mendigos que esperaban a sus puertas.

Consiguió que uno de ellos le intercambiara la ropa y pasó el día pidiendo limosna. La experiencia debió de ser impactante ya que posteriormente fundó una orden religiosa para ayudar a los más necesitados y pasó a la historia como Francisco de Asís.

2. El primer experimento sociológico:

Beatrice Webb fue una socialista británica perteneciente a una familia de clase social acomodada. Esto no fue impedimento para que se enfundara unos harapos y se marchara a trabajar a una de las fábricas textiles del este de Londres. Sus investigaciones quedaron plasmadas en varios libros publicados en la década de los 90 del siglo XIX.

A partir de entonces, Webb sería muy activa en la lucha de los derechos laborales en fábricas, además de la creación de cooperativas y sindicatos.

3. Cambio de piel:

El periodista de Texas, John Howard Griffin, decidió probar el día a día de un hombre negro en los años de la segregación racial en el territorio más hostil de su país, el Deep South (Profundo Sur). Oscureció su piel mediante lámparas solares y pigmento negro medicinal, y viajó durante seis semanas por el sur de Estados Unidos.

Fue objeto de humillaciones, insultos y amenazas físicas. Entre otras cosas, tuvo que andar durante kilómetros para encontrar un lavabo que pudieran usar las personas de raza negra. Publicaría el libro “Black Like Me” (Negro Como Yo) y llegó a colaborar con Martin Luther King Jr.

4. La vida de un inmigrante en Alemania:

Hace 30 años, el periodista de investigación Günther Walraff, llevó su trabajo al extremo al simular ser un inmigrante turco durante dos años. Desempeñó trabajos desagradables como el de desatascador de lavabos en lugares donde la orina llegaba a los tobillos. También recogió con pala el polvo de coque, actividad que le acarreó una bronquitis crónica.

Sin embargo, lo que más le impresionó fue el ser tratado como un ciudadano de segunda por los nativos alemanes. El libro resultante “Lowest of theLow” (Lo más bajo de lo bajo), dio pie a una investigación de las prácticas ilegales de algunas empresas y a una mayor protección de los contratos laborales.

5. Sufrirlo para saberlo:

¿Qué mejor que ponerte en la piel de tus clientes para saber qué es lo que necesitan? Eso debió pensar la veinteañera diseñadora Patricia Moore cuando a finales de la década de 1970 se hizo pasar por una mujer de 85 años. Usaba unas gafas con cristales empañados para no ver bien, se vendaba las articulaciones para simular artritis y usaba zapatos de diferentes alturas para dificultar sus andares.

De esa experiencia, Moore diseñó artilugios como un pelador de patatas con mangos de goma muy grandes. También fue muy activa haciendo campaña por las personas mayores.

Los actos de estas personas nos recuerdan la necesidad de potenciar esta habilidad. Porque nosotros también podemos cambiar el mundo, nuestro mundo, si ejercitamos la capacidad de entender a nuestros semejantes.

Ana Sánchez
Redacción

Leer más:
Cuando la empatía dejó de medirse con cubos de agua helada

  Categories:

ver mas artículos

Noticias recientes

África Viva: mujer, agua y agricultura en Burkina Faso

Los ejes básicos de su intervención son las mujeres de los pueblos de Ouessa, Kierim, Bekoteg, Dianlé, Kolinká, Langlé y Bozo, para a través de ellas mejorar las condiciones de toda la familia.

Leer más

Golpe tecnológico en los sistemas escolares de Latinoamérica

Ordenadores en Latinoamérica. La distribución masiva de ordenadores portátiles de forma gratuita a los escolares de varios países de América Latina, que empezó experimentalmente hace casi tres años en Uruguay,

Leer más

Los hijos de papá, hoy lo son menos.

Quién nos iba a decir tiempo atrás que la conocida como generación ni ni (ni estudia, ni trabaja, ni tiene intención de hacerlo) remplazaría el más absoluto pasotismo por una actitud comprometida.

Leer más

La risa nos puede salvar

Las ventajas de una buena risa liberatoria es casi una panacea para el espíritu y también para el organismo.

Leer más

Una impresora 3D gigante capaz de construir una casa

La impresión 3D relevará al ladrillo, ya que abaratará los costes de producción de una casa.

Leer más
Escribe uncomentario

0 Comentarios

Añadir un comentario