Construyen una casa con elementos desechados

Construyen una casa con elementos desechados

La idea del “usar y tirar” convive con la sociedad. Es algo tan sencillo como el hecho de que si un producto no sirve – o eso parece -, se desecha y pasa a formar parte de ese contenedor que nadie quiere tener cerca: la basura. ¿Triste, verdad? Afortunadamente, no todos comparten esta realidad.

El estudio de arquitectura británico BBM Designs ha construido en las inmediaciones de la Universidad de Brighton, la primera casa hecha casi totalmente con materiales reciclados, sacados de los desechos vertidos por Reino Unido. A partir del principio de “no existe nada que sea basura, sólo materiales en el lugar equivocado”, nació la Waste House – o Casa Basura -, construida en un 98 % por los alumnos de la universidad.

La construcción se llevó a cabo en tres meses dentro de las aulas, con material aportado por empresas y particulares de forma gratuita. Realizada con un 85 % de materiales desechados, la casa cuenta con una planta de 7,6 metros de ancho y una altura de 5.3 metros.

Aunque los cimientos están ahí gracias a aprendices del mundo de la construcción, lo cierto es que todo el mérito de la obra es de los 253 estudiantes y voluntarios que han participado en ella. Además, todos los materiales son bajos en carbono, por lo que con el paso del tiempo se determinará el comportamiento y el rendimiento energético de la instalación.

La denominada Casa Basura busca difundir el reciclaje aplicado a las técnicas de construcción. Puede ser visitada libremente e incluso entre sus paredes acogerá debates y reuniones sociales.

El codirector de BMM Designs, Duncan Baker-Brown, propone mediante un proyecto tan peculiar como este, un giro de tuerca en la forma de usar los materiales y un toque de atención a las empresas constructoras para emplear lo ya usado. “Tiene que haber una forma de almacenar y reutilizar los excedentes en lugar de tirarlos en un vertedero”, explicó el arquitecto en defensa del reciclaje.

Cepillos de dientes, cajas de DVDs, cintas de vídeo VHS y dos toneladas de pantalones vaqueros son algunos elementos integrados e integrantes de la Waste House. Una casa impensable para la imaginación común, pero memorable por sus tejas hechas de alfombra usada y todo aquello que la compone. Una prueba de que no existe nada obsoleto que ya no sea útil, muestra de ello es esta casa construida con elementos desechados, sólida y muy bien cimentada.

Sandra Sánchez Guerra
Redacción

Leer más:
Una arquitectura más social

  Categories:

ver mas artículos

Noticias recientes

Tecnología africana triunfa en el mundo

El móvil es uno de los artífices del cambio

Leer más

Emprendedores sociales como solucionadores en la acogida de migrantes

La crisis humanitaria por el desplazamiento forzoso de migrantes exige a los países receptores la puesta en marcha de soluciones eficaces más allá de la mera retórica. En buena parte

Leer más

El impuesto Robin Hood: Un freno al poder financiero

Los activistas de la Robin Hood Tax consideran esto como un logro significativo después de sólo tres años de campaña.

Leer más

Apple te ayuda a llevar una vida sana

Lapka, es una aplicación que permitirá medir peligros ambientales tales como la humedad o la radiación.

Leer más

El mundo es mejor que hace unas décadas: menos desigualdad, más esperanza de vida y otras razones que lo explican

Menos desigualdad, más esperanza de vida y otras razones que explican por qué el mundo es mejor que hace unas décadas El fallecido académico sueco Hans Rosling ha identificado una

Leer más
Escribe uncomentario

0 Comentarios

Añadir un comentario