Alemania construye la primera autopista para bicicletas

Alemania construye la primera autopista para bicicletas

Alemania es uno de los países más involucrados en la sostenibilidad ambiental y una de sus apuestas para la reducción de emisiones de CO2 es fomentar el uso de la bicicleta con una autopista exclusivamente para ciclistas.

La Regionalverband del Ruhr es la institución que ha tomado la iniciativa de este proyecto con el objetivo de conectar la ciudad de Hamm con Duisburg, viagra al centro-este de Alemania, uniendo un total de 10 ciudades, pueblos y 4 universidades en un recorrido de 100 kilómetros.

La idea surgió hace 6 años cuando un proyecto cultural cerró la carretera que conecta Duisburg y Dortmund, permitiendo a más de tres millones de personas salir a circular en bicicleta, monopatín, patines o incluso a pie por dicha carretera.

El pasado mes de diciembre se inauguró el primer tramo de esta autovía (RS1) con 11 kilómetros que ya conectan las ciudades de Mühlheiman der Ruhry Essen y puede recorrerse en una duración aproximada de de 31 minutos.

Esta autopista ciclista trata de cumplir las normas de seguridad para sus usuarios permitiéndoles un viaje cómodo y seguro. Se encuentra paralela a la importante autopista A40 pero es completamente independiente y se encuentra separada de los automóviles. Mide cuatro metros de anchura, tiene un sistema de iluminación y no necesita semáforos ni tiene intersecciones de tráfico.

Se espera fomentar el transporte sostenible y reducir el tráfico de la hora punta puesto que es una de las zonas más pobladas del país y donde se encuentra el área industrial más grande de Europa.

El ministro de transporte de Renania del Norte – Westfalia cree que es una de las iniciativas más importantes para Alemania y el medio ambiente y considera su reconocimiento en la ley: “Vamos a incluir las autovías ciclistas como un nuevo tipo de infraestructura oficial en las leyes de nuestro estado”.

El responsable de la iniciativa de Regionalverband estima finalizar la autopista para el año 2022 con un presupuesto de 184 millones de euros y defiende su inversión: “Es posible que parezca una cifra elevada, pero no es nada en comparación con el coste de la infraestructura de carreteras”.

Otras ciudades alemanas como Hamburgo, Nuremberg, Berlin o Frankfurt están habilitando carriles ciclistas que unen pequeños pueblos y zonas periféricas a la ciudad con cada vez más usuarios. Holanda y Dinamarca son otros dos fuertes ejemplos de países líderes en transporte sostenible, así como Noruega que ya ha ideado su proyecto de una autopista para conectar 9 ciudades.

Aiste Bereckyte
Redacción

Escribe uncomentario

0 Comentarios

Todavíano hay comentarios

Puedes ser el primero en comenzar una conversación.

Añadir un comentario

Tus datos estarán seguros Tu email no será publicado. Además, no se compartirán los datos con terceras personas.
Todos los campos son obligatorios.