Lunes 23 de Octubre del 2017
Google+ Pinterest

Hygge, el secreto danés de la felicidad


Desde 2012 la ONU publica un informe anual sobre la felicidad en el mundo. El estudio basa sus conclusiones en muchos factores distintos, store aunque los seis centrales son los siguientes: renta per cápita, find esperanza de vida en buen estado de salud, cialis apoyo social (medido en función de disponer de personas con las que contar en momentos difíciles), confianza (medida por la percepción de ausencia de corrupción en el gobierno y los negocios), libertad percibida para tomar decisiones vitales, y generosidad (medida en el índice de donaciones recientes). Las diferencias en apoyo social, ingresos y esperanza de vida parecen ser los factores que más influyen en nuestro estado de felicidad.

Según este estudio, Dinamarca es el país más feliz del mundo. Más     allá de las ventajas que disfruta el país gracias a su prosperidad económica y su sólido estado de bienestar, muchos apuntan a que el secreto de su felicidad es el hygge, un concepto que no tiene fácil traducción y del que se ha escrito mucho últimamente.

La palabra hygge, tan distinguidamente danesa, llegó a esas tierras a finales del siglo XVIII, y es originalmente noruega. Se utilizaba para hablar de la intimidad casera, el bienestar y las sensaciones acogedoras. En varios documentos daneses del XIX ya aparece escrito el término, pero, desde entonces, ha ido evolucionando hasta convertirse en una de las banderas patrias de los daneses.

En esencia, se refiere a crear una atmósfera cálida en la que se pueda disfrutar de las cosas buenas de la vida rodeados de buenas personas.

hygge-keep-calm-felicidad

El cálido brillo de una vela puede llamarse hygge. Los amigos y la familia también son hygge. Sentarse alrededor de una mesa para discutir de lo humano y lo divino también es muy hygge. Y probablemente ese concepto de comodidad, confort y bienestar combinados, sumados a un sistema social que lucha contra las desigualdades y a una sólida prosperidad material, tienen mucho que ver con el hecho de que Dinamarca figure en el número uno de este curioso ranking.

Isidre Estévez
Redacción

Leer más:
La felicidad en el camino

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *