Sábado 01 de Octubre del 2016
Google+ Pinterest
sponsors 1; 2; 3; 4

Túnez, su Constitución la más progresista del mundo árabe


Túnez fue el inicio de todo. Allí su gente prendió la llama de la insurrección, tomaron las calles, desafiaron el poder autoritario dando sentido a una auténtica revolución, la conocida como primavera árabe.

Tras derrocar el régimen del dictador Zine El Abidine Ben Ali que se acompañó de una grave crisis política social, parece que las aguas vuelven poco a poco a su cauce de la mejor manera posible, gracias a la nueva Constitución.

El documento, aprobado por una abrumadora mayoría, es considerado el más progresista del mundo árabe. Entre el catálogo de los derechos que contempla: la libertad de expresión, salud, salario digno, un medio ambiente limpio y rechazo a la discriminación.

Uno de los grandes avances es la extensión de nuevos derechos a las mujeres, a menudo relegadas en un segundo plano, logrando por fin el amparo contra la violencia, opción de contraer matrimonio y el divorcio libremente así como el derecho a trabajo en las mismas condiciones que los hombres.

Tal vez lo más relevante – y que ha posibilitado la firma de esta Constitución – es que se ha salvado las diferencias existentes entre los grupos islamistas y seculares de Túnez por la consecución de un fin mayor, oséase consagrar los derechos de sus ciudadanos.

Tal y como expresó el presidente Moncef Marzouki “Con la adopción de la Constitución, Túnez celebra una triple victoria – sobre la dictadura, sobre el terrorismo…y sobre nuestras propias divisiones”, sentimiento que ha sido respaldado por otros líderes mundial como el francés François Hollande afirmando “que el Islam está completamente en línea con la democracia (…) debería servir de ejemplo y un punto de referencia para muchos otros países”.

No en vano los redactores de la Constitución han incluido “una lista casi completa” de los derechos protegidos en consonancia con las normas internacionales. También establece los mecanismos oportunos –incluso un nuevo tribunal constitucional y poder judicial impediente – en aras de cumplir con los derechos estipulados.

Además se prevé que con esta transformación democrática se consiga el definitivo económico, algo factible con el apoyo del Fondo Monetario Internacional que recientemente ha desbloqueado un préstamo medio de millones de dólares, la implicación del Banco Mundial y el Banco Africano de Desarrollo.

Cristina Grao Escorihuela
Redacción

Leer más:
Primavera árabe, su mayor victoria
Turquía se suma a la primavera árabe

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>