Viernes 30 de Septiembre del 2016
Google+ Pinterest
sponsors 1; 2; 3; 4

Una universidad diferente basada en la colaboración


El debate sobre cuál es el mejor modelo educativo para formar a los jóvenes abarca contenidos que van desde la forma de enseñar, hasta la financiación o los contenidos de los programas educativos.

La Universidad Latinoamericana Francisco Marroquín (UFM) de Ciudad de Guatemala ha conseguido destacar a nivel mundial en ciencias económicas, empresariales y derechos gracias a un sistema particular que la ha convertido en referente.

El método que han desarrollado en Francisco Marroquín por cuatro décadas se basa en los principios del aprendizaje colaborativo y socrático.

Incluso acaban de crear una nueva carrera de artes liberales conocida como el Michael Polanyi College (MPC).

En el MPC el método de aprendizaje es colaborativo y centrado en cada estudiante. Los alumnos se entrenan en métodos de diálogo, indagación, lectura analítica, dinámicas de grupo y auto-gestión.

Karen Maeyers, directora del MPC, afirma que el sistema está orientado a “preparar al estudiante a cultivar y usar su propio juicio”.

Por ello también aprenden a autoevaluarse y a evaluar a sus compañeros, dentro de una cultura colaborativa basada en la sinceridad y la transparencia.

La evaluación basada en notas cuantitativas convencionales está muy limitada en el MPC, puesto que la mayoría de las materias se trabajan de forma práctica y mediante la retroalimentación de cada estudiante con el conjunto del grupo.

Los estudiantes del MPC pasan menos tiempo sentados escuchando a expertos, y más tiempo conversando entre ellos sobre ideas y sus aplicaciones en proyectos de su interés. “De esa forma toman conciencia de los demás y del papel que juegan en la experiencia de los demás”, asegura Maeyers.

El modelo de estudios del MPC indaga en la cultura y la condición humana, haciendo hincapié en el trabajo en grupo y en la cooperación, junto con la integridad moral y la fidelidad a los propios valores para preparar a los estudiantes para un mundo profesional cambiante.

Este sistema fomenta la versatilidad y la adaptabilidad del estudiante, herramientas de gran importancia para afrontar las dinámicas sociales actuales, diversas y complejas.

El papel del profesor en MPC se basa en ser coaprendices de los estudiantes, facilitándoles el proceso y sobre todo sirviendo como asesores individuales conductores hacia las metas de aprendizaje.

Alba Sánchez Serradilla
Redacción

Fuente: Huffington Post

Leer más:
Dipl0macia Universitaria
Una Universidad donde vivir, estudiar y crecer

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>