Sábado 01 de Octubre del 2016
Google+ Pinterest
sponsors 1; 2; 3; 4

Michelle Bachelet abre “una nueva etapa” en Chile


Bachelet suma fuerzas para un Gobierno que pretende cumplir un ambicioso programa.
La presidenta electa de Chile, Michelle Bachelet, presentó esta pasada madrugada a los ministros que compondrán el gabinete con el que inaugurará su segundo mandato en marzo próximo y que conforman un equipo plural por su perfil técnico, político y de genero.

“Es un equipo seleccionado con base en condiciones de liderazgo, técnica, compromiso con el programa y condiciones”, destacó Bachelet, al anunciar a los 23 integrantes de su gabinete, en el que hay seis independientes y nueve mujeres.

El nuevo gobierno será el encargado de llevar adelante un programa con el que la presidenta electa pretende dotar al país de una nueva Constitución, reformar la educación para que sea gratuita y de mayor calidad, y elevar los impuestos a las grandes empresas.

Se trata de una tarea “nada fácil”, para la que Bachelet pidió a sus ministros “trabajo, trabajo y más trabajo”.

“Nuestro programa recoge un Chile que cambió y que demanda mayor calidad de vida y la urgencia de enfrentar la desigualdad”, enfatizó Bachelet.

“La lista de desafíos es larga y estamos conscientes de que no será fácil iniciar cambios que son resistidos por algunos sectores que ven amenazados sus intereses con la gratuidad de la educación, mayores derechos laborales o el fortalecimiento de la salud pública”, admitió.

Ninguno de los nuevos ministros ha participado en los anteriores gabinetes de Michelle Bachelet, quien ya gobernó Chile entre 2006 y 2010.

Entre los 23 miembros del gabinete hay seis militantes del Partido por la Democracia, cinco de la Democracia Cristiana, tres del Partido Socialista, dos del Partido Radical y uno del Partido Comunista.

Precisamente, ésta es una de las principales novedades, ya que con el nombramiento de la socióloga Claudia Pascal al frente del Servicio Nacional de la Mujer, los comunistas vuelven a formar parte de un gobierno desde que en 1971 Salvador Allende los integrara en su gabinete.

La presencia de los comunistas, que mantienen influencia en organizaciones sindicales y parcialmente en las estudiantiles, puede ayudar a Bachelet en el diálogo con esos sectores, en lugar del choque frontal que ha caracterizado la administración de Sebastián Piñera.

La presidenta electa anunció que la próxima semana, una vez que dé a conocer también los nombres de los subsecretarios y de los intendentes regionales, celebrará una reunión con el equipo completo.

“Sabemos que no hay tiempo que demorar, porque la gente está esperando mucho de nosotros”, recalcó Bachelet, quien expresó su convicción de que su gobierno cuenta “con el apoyo y la fuerza de la gran mayoría de los chilenos” para que dentro de cuatro años entregue un país mejor.

Al frente del Ministerio del Interior, una de las carteras más importantes, estará Rodrigo Peñailillo, considerado el “hombre fuerte” del bacheletismo, mientras que en Relaciones Exteriores Exteriores asumirá el subsecretario general de la ONU, Heraldo Muñoz, quien hasta ahora se desempeñaba como director regional del Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo.

El jefe de programas del comando presidencial de la Nueva Mayoría, Alberto Arenas, será el encargado en su condición de ministro de Hacienda de diseñar la anunciada reforma tributaria.

En tanto, la cartera de Educación, una de las áreas más complejas a causa del conflicto estudiantil que se arrastra desde el año 2011, estará en manos del exdirector regional del FMI Nicolás Eyzaguirre, quien fue ministro de Hacienda durante la presidencia de Ricardo Lagos (2000-2006)

El portavoz (ministro secretario general de Gobierno) será el abogado Álvaro Elizalde, quien durante la reciente campaña electoral se desempeñó como jefe de comunicaciones, mientras que Jorge Burgos, un político democristiano de larga trayectoria en la Concertación, se ocupará de la cartera de Defensa.

Y aunque la presencia femenina alcanza el 40% del nuevo gabinete, Bachelet, que fue la primera directora de ONU Mujeres de la historia, reconoció que le hubiese gustado que su equipo fuese “totalmente paritario”.

Una amplia y cómoda mayoría
A diferencia de Sebastián Piñera, Bachelet contará con una amplia y cómoda mayoría en el Parlamento, ya que en el Senado tiene 21 de los 38 escaños, mientras que en la Cámara de Diputados la Nueva Mayoría está representada por 67 legisladores, de un total de 120, más otros cuatro de la oposición que apoyan al nuevo gobierno.

Ello le permitirá a la presidenta sacar adelante leyes que no requieren mayoría cualificada, pero tendrá que negociar con la oposición si quiere poner en marcha proyectos de gran calado, como la elaboración de una nueva Constitución.

El anuncio del nuevo gobierno —que fue realizado tres días antes de que se conozca el fallo de la Corte Internacional de Justicia de La Haya sobre la demanda peruana por la frontera marítima-— fue bien recibido en términos generales por la futura oposición.

Junto a las felicitaciones, el presidente de la Unión Demócrata Independiente, Patricio Melero, dijo que esperaba que dialogara con la oposición y buscara la mayor cantidad de acuerdos, en tanto que el senador Francisco Chauán, vicepresidente de Renovación Nacional, anunció un gabinete alternativo, para fiscalizar la acción del nuevo gobierno.

Fuente: EFE-Público

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>