Martes 27 de Septiembre del 2016
Google+ Pinterest
sponsors 1; 2; 3; 4

El mundo celebró el nuevo año


Las islas de la Línea y Samoa, en el Pacífico, y poco después Nueva Zelanda, han sido los primeros en recibir el Año Nuevo en el mundo. Poco después el 2014 llegó a Japón, donde se celebró por todo lo alto.

A lo largo del día se han ido viviendo los festejos a lo largo de todo el mundo y de las formas más diversas.

Los 8.000 habitantes de las islas de la Línea, que pertenecen mayoritariamente al estado de Kiribati, recibieron 2014 a las 10:00 GMT, a igual que Samoa, que lo hace así por tercera vez tras cambiar en 2011 su frontera horaria.

Una hora después, a las 11:00 GMT, llegó el turno de Nueva Zelanda. En la ciudad mayor del país, Auckland, la cuenta atrás se escenificó en una pantalla gigante en la Sky Tower de 328 metros de altura.

Los organizadores amontonaron cuatro toneladas de arena en el centro de la ciudad para preparar el ambiente festivo. Tras las fuertes lluvias con inundaciones de los últimos días, el tiempo acompañó la fiesta con altas temperaturas veraniegas.

La capital, Wellington, prefirió ahorrar este año su presupuesto de fin de año y apostó por un picnic el día de Año Nuevo, una celebración más apta para familias.

Antes, la franja de cambio de fecha internacional partía en dos el Estado de Kiribati y la parte occidental estaba siempre un día adelantada. En 1995 la franja se desplazó a su posición actual para que el país tuviera una fecha única.

También Samoa decretó el cambio en 2011, tachando de su calendario el 30 de diciembre y adelantándose 24 horas para ser los primeros, en lugar de los últimos, en recibir el año. El motivo: sus estrechas relaciones con Australia y Nueva Zelanda, por lo que quería tener la misma zona horaria que sus socios comerciales.

Las celebraciones de Año Nuevo en Samoa son muy diversas: muchas familias lo hacen al estilo de Australia y Nueva Zelanda, con grandes fiestas. Sin embargo, en las regiones rurales no hay ni grandes fiestas ni fuegos artificiales, sino celebraciones más tradicionales como el “faga’ofe”, que consiste en una competición entre vecinos de disparo con cañones de fabricación casera que se hacen con cañas de bambú. Después se llenan con queroseno y se encienden: gana el que dispare de forma más ruidosa.

América, último continente en recibir el nuevo año
América ha sido el último continente en recibir el nuevo año y entre los lugares más emblemáticos destacan la plaza neoyorquina de Times Square, donde entre las risas y los gritos de alegría de más de un millón de personas, presenció otro año más la caída de la bola de cristal para dar la bienvenida a 2014.

A pesar de las temperaturas bajo cero, la multitud congregada en la plaza gritó de júbilo cuando la jueza del Tribunal Supremo, Sonia Sotomayor, nacida en el condado neoyorquino de El Bronx, activó por fin el botón de descenso de la famosa bola luminosa.

Los asistentes entonaron a voz en grito la cuenta atrás para celebrar la llegada del año, que fue recibido con una lluvia de confetis y gritos de celebración, tras lo cual comenzó el castillo de fuegos artificiales.

Las personas reunidas en la plaza más internacional del mundo vieron caer la esfera desde un mástil en lo más alto del edificio Uno de Times Square.

Entre coronas de la Estatua de la Libertad y gafas con la cifra del nuevo año, que se han hecho muy populares últimamente, gorros, pitos y bufandas de colores, los asistentes, procedentes de todo el mundo, cantaron, gritaron y lanzaron al aire confetis, globos y dulces.

Antes de que se inaugurara el comienzo del año, la celebración estuvo protagonizada por intérpretes como Miley Cirus o Melissa Etheridge.

La celebración propiamente dicha comenzó seis horas antes de la medianoche, aunque la gente comenzó a congregarse en la plaza desde mediodía para pillar un buen lugar.

Las calles comprendidas entre la calle 23 y 59 y entre las avenida Séptima y Octava acogieron a cientos de miles de personas para festejar entre música, globos, papel picado y exhibiciones pirotécnicas, el comienzo del nuevo año.
Times Square ha albergado la celebración del Año Nuevo en la ciudad desde hace 109 años.

Los dueños del diario The New York Times comenzaron en 1904 a festejar la entrada del año en la azotea de este edificio, primero con fuegos artificiales y a partir de 1908 con una bola iluminada.

La tradición de ver caer la bola desde Times Square se ha repetido cada año, con la excepción de 1942 y 1943, cuando la ceremonia fue suspendida debido a la Segunda Guerra Mundial y se sustituyó por un minuto de silencio.

Los fuegos artificiales que iluminaron esta madrugada el cielo de Río de Janeiro y el calor que se dejó sentir en una de las noches más esperadas del año en Brasil, saludaron la llegada de 2014 en la playa de Copacabana, donde más de 2 millones de personas celebraron la llegada del Año Nuevo.

Vestidos de blanco como manda la tradición, miles turistas y cariocas llenaron las playas de Río para disfrutar de un espectáculo de fuegos artificiales de 16 minutos que tuvo como temática la película de animación “Rio 2″.

Con la entrada en 2014, el cielo de la conocida Cidade Maravilhosa se cubrió de colores, mientras en la arena miles de espectadores formulaban sus deseos para el año entrante y aprovechaban para refrescarse del calor en las aguas de la playa más famosa de Río de Janeiro.

Fuente: La Vanguardia

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>