Viernes 30 de Septiembre del 2016
Google+ Pinterest
sponsors 1; 2; 3; 4

Jóvenes prometedores para la innovación y la ciencia


El evento ‘Falling Walls’, celebrado en Berlín (Alemania), reúne  lo mejor de cada campo como muestra del progreso: los científicos más punteros, intelectuales y artistas de todo el mundo.

Dentro de la sección dedicada a la investigación  Falling Walls Lab brinda la oportunidad a los jóvenes científicos de presentar sus proyectos tras superar las rondas de preselección en Brasil, Sudáfrica y otras naciones.

Cada investigador cuenta con apenas 3 minutos para convencer a un jurado prominente, formado por académicos y distinguidos profesionales del mundo de las ciencias.

Con la caída del muro de Berlín como trasfondo del mensaje, lo que hoy parece un imposible puede convertirse en realidad de futuro. Pues las presentes investigaciones son el caldo de cultivo de los avances próximos, clave en la apertura de ciertas murallas científicas.

Aquí alguno de los jóvenes investigadores de la presente edición: 

Edson Filho: natural de Brasil y especializado en neurociencias y psicofisiología. Su investigación de centra en el mapeo simultáneo de cerebros múltiples, a través de electroencefalografía (EEG). El objetivo es identificar los mecanismos que explican interacciones sociales desde un punto de vista neurofuncional “podemos, por ejemplo, entender en forma más objetiva los conceptos de cohesión de grupo y eficacia colectiva”.

No en vano la sincronización es fundamental en determinadas profesiones: orquestas musicales, equipos deportivos o el caso de los equipos médicos durante las cirugías, que desarrollan modelos heurísticos (resolución de un problema mediante métodos no rigurosos) de actuación colectiva.

Luego al profundizar en estos mecanismos que gobiernan la comunicación inter brains se podrá incluso aplicar esos principios en iniciativas diplomáticas entre países en conflicto.

Katerina Spranger: esta investigadora trabaja desde la Universidad de Oxford (Inglaterra) para combatir enfermedades del corazón, responsables del 50% de las muertes en el mundo industrializado. En el caso de los problemas arteriales (p.ej. arterosclerosis y los aneurismos) su tratamiento se basa en una intervención vascular para colocar una estructura tubular “stent” dentro de la arteria dañada.

Con el fin de ser mínimamente invasiva Spranger ha trabajado en una plataforma digital que permite implantar  en forma interactiva y virtual este dispositivo en una arteria.

De igual modo el médico puede ensayar este tipo de intervenciones, elegir el diseño y ubicación óptima de cada stent en función de las particularidades de cada paciente.

Pablo Rojas: este investigador ecuatoriano ha desarrollado su carrera en diversos centros de Alemania como el Instituto de Microbiología e Higiene de la Universidad de Medicina de Berlín o el Centro de Investigación del Biofilm. Entre sus objetivos destaca el hecho de potenciar la comunicación de los hallazgos de una forma más clara, didáctica y sencilla. Lograr en definitiva transmitir al gran público la esencia misma de conceptos científicos complejos.

Para mitigar el problema de la insularidad científica se proponen una serie de ejercicios multidisciplinarios dispuestos en simples analogías visuales y auditivas.

De acuerdo a su proyecto sobre las pruebas de diagnóstico molecular de enfermedades causadas por bacterias e identificación de los agentes patógenos de éstas, Rojas ha procurado utilizar imágenes de diagnóstico para simular y explicar el proceso de infección.

Jarek Sochacki: natural de Polonia se trasladó a Brasil en vistas de las oportunidades que le ofrecía un país emergente. Allí desde el Laboratorio Nacional de Células Madre y Embrionarias (LaNCE) profundizan en las enfermedades mentales (esquizofrenia, trastorno por déficit de atención con hiperactividad o ADHD).

A partir de células madre con pluripotencia inducida (induced Pluripotent Stem Cells; iPSCs) se ha demostrado que permiten modelar varias enfermedades, entre ellas enfermedades neurodegenerativas, como esquizofrenia o ADHD. El siguiente paso será la creación de un banco de células iPS derivadas de la orina, que servirán en la investigación básica de las enfermedades mentales y la medicina regenerativa.

Fatoumata Kebe: investigadora de la Universidad Pierre y Marie Curie (París) centra su proyecto en “modelar nubes de basura espacial o space debris, como se denomina a todos los objetos hechos por seres humanos incluyendo fragmentos mayores de 10 micrones que orbitan la Tierra en el espacio”.

Frente al peligro que pueden causar dichos objetos, Kebe compara los modelos matemáticos para entender la evolución de la basura orbital del espacio. Asimismo investiga el posible uso de ecuaciones de mecánica de fluidos para resolver el problema.

Javier Solano: es Ingeniero electricista de la Universidad Industrial de Santander (Colombia) y  doctorado en ingeniería eléctrica de la Universidad de Franche-Comté (Francia). Su trabajo se orienta en la reducción del consumo de energía en los sistemas de transporte terrestre mediante dos líneas de investigación: desarrollo de mejores vehículos y formación de mejores conductores.

Para cumplir este cometido, en primer lugar, diseñó el sistema de gestión de energía eléctrica de un vehículo que emplea una pila de combustible alimentada en hidrógeno (su único residuo es agua). Así consigue reducir el consumo de hidrógeno, aumentar la autonomía al tiempo que se muestra tolerante a fallas en las fuentes de energía del vehículo.

De otro lado también desarrolló una herramienta “ecodriving” (conducción ecológica o económica) como asistente a los conductores del tren, optimiza los perfiles de velocidad y reduce a su vez el consumo de energía en más de un 10%.

Caroline Varella Rodrigues: esta investigadora de la Universidad Estatal de Sao Paulo (Brasil) centra su propuesta en “la recuperación de residuos generados por la industria de refinado del aceite de soja, para la obtención de compuestos, solventes oxigenados que servirán como materia prima para la industria de tintas”.

El costo de estos residuos recuperados es muy bajo y representa una alternativa de fuentes renovables como las plantaciones de soja, que son sustentables a lo largo de la cadena. Lo que se suma a la escasa contaminación que generan, las emisiones de compuestos organicos volátiles son reducidas con menor impacto en la capa de ozono.

Cristina Grao Escorihuela
Redacción

Fuente: BBC Mundo 

Leer más:
Las mujeres que transforman la ciencia en América Latina 
Economía del conocimiento, una inversión necesaria 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>