Jueves 29 de Septiembre del 2016
Google+ Pinterest
sponsors 1; 2

Kenia: mejoras en cincuenta años de independencia


Kenia ha celebrado sus cincuenta años de independencia con algunas buenas noticias en sus indicadores de bienestar social.

La esperanza de vida de los keniatas ha aumentado de los 48 años en que se situaba en 1963, a los 60 años en que se encuentra actualmente.

Este aumento se ha desarrollado desde los años 80, anteriormente había caído a su mínimo histórico en 2002, cuando estuvo en 52,8 años.

A pesar de que aún queda mucho trabajo por hacer en materia sanitaria en Kenia, la mortalidad infantil es un indicador que se ha visto reducido: en 1963, alrededor de 173 niños menores de cinco años morían por cada 1.000 nacidos vivos, actualmente esa cifra es de menos de 73. La proporción de personas que viven con VIH también es menor: ha caído de un 10 a un 6%.

En lo que a economía se refiere, Kenia es actualmente considerado una de las economías más fuertes de África, la mayor del África Oriental. Cuentan con un programa de objetivos ambicioso para convertirse en un país de ingresos medios en 2030.

En 1963, antes de la independencia, los ingresos per cápita medios se situaban en los 100 dólares, en el año 2012 esa cifra ya estaba en 850 dólares.

Según el baremo del Banco Mundial, las economías alcanzan el nivel de ingresos medios cuando su PIB per cápita supera los 1.036 dólares.

En el contexto africano, Kenia es sinónimo de tecnología e innovación. El crecimiento del uso de los teléfonos móviles se ha elevado significativamente sobre el promedio del continente: 71 personas de cada 100 utilizan telefonía móvil en Kenia, frente a la media de 53 en el África subsahariana o la de 57 de la vecina Tanzania.

El turismo es el principal motor económico de Kenia, que recibe anualmente un millón de turistas, principalmente para admirar su potente patrimonio ecológico: safaris para admirar animales en su hábitat, o inmensos parques nacionales como la reserva de Kilimanjaro o la tierra de los Masai.

La floreciente economía Keniata aún se enfrenta a retos serios como la alfabetización y el desarrollo de la escuela, la lucha contra las desigualdades sociales, contra la corrupción o el desarrollo político para aumentar su eficiencia en la gestión de los problemas del país.

Alba Sánchez
Redacción

Fuente: The Guardian

Leer más:
Acabar con la pobreza desde la pobreza

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>