Lunes 26 de Septiembre del 2016
Google+ Pinterest
sponsors 1; 2; 3; 4

Salmones a partir de truchas


¿Puede reproducirse una especie a partir de otra distinta?
Quizás pueda sonar un disparate – o cuanto menos algo inverosímil – pero científicos japoneses de la Universidad de Ciencias y Tecnologías marítimas de Tokio han logrado recrear una variedad de salmón transformando las células de truchas. La viabilidad del proyecto es tal, que Goro Yoshizaki – líder de la investigación – no duda en asegurar “Este método es completo y podemos recrear espermatozoides, huevos, y salmones en cualquier momento”.

El método consiste en congelar los testículos del salmón Yamame, un pez de agua dulce a partir del cual se extraen las células germinales primordiales – también denominadas espermatogonias primitivas –  para luego transferirlas a la variedad de  trucha arco iris.  

Después estas células germinales se combinarán con las procedentes de la trucha y así generar espermatozoides si es macho u óvulos en caso de ser hembra. Con el fin de facilitar la fecundación esta técnica puede realizarse vía in vitro y así obtener un salmón Yamame absolutamente sano.

De acuerdo a las declaraciones del profesor Goro Yoshizaki “También verificamos que esta tecnología funciona con el pez-globo”.  El  distinguido “fugu” es considerado una verdadera delicatesen en los más exclusivos restaurantes japoneses. Sin embargo se presenta como un manjar mortal al contener tetradotoxina, una sustancia altamente letal que debe ser extraída previamente por un especialista.

Posible ensayo en mamíferos
El proyecto aboga por esta revolucionaria tecnología como instrumento de preservación de aquellas especies marinas en peligro de extinción. Su puesta en marcha acelerará la producción de nuevos ejemplares en lugar de lo previsible al seguir su curso natural. Además el profesor Yoshizaki contempla su aplicación en mamíferos y reptiles “pero el obstáculo es todavía elevado dado que los conjuntos de genes son muy diferentes entre machos y hembras “- 

Una vez más la ciencia nos enseña que lo imposible está alcance de nuestras manos.

Cristina Grao Escorihuela
Redacción

Fuente: Le Parisien

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>