Sábado 01 de Octubre del 2016
Google+ Pinterest
sponsors 1; 2; 3; 4

La salida positiva de la crisis en Islandia


La receta islandesa contra la crisis.
Islandia y su forma de enfrentar a la crisis, se ha convertido en una ejemplo para muchos ciudadanos de la Tierra aunque para los gobernantes, aún no. La isla se negó a pagar las deudas internacionales, ha enviado ya a varios banqueros a la cárcel, sentó al primer ministro en el banquillo y mantuvo el estado de Bienestar.

En su comparecencia ante la Asamblea General de Naciones Unidas, el ministro de Asuntos Exteriores y Comercio Exterior de Islandia, Össur Skarpheoinsson, en octubre dijo:

“En la recesión en Europa, nosotros fuimos el primer país en caer, pero también hemos sido la primera nación en salir. Si hay que sacar alguna lección de la recuperación islandesa, es que la austeridad, por sí sola, no funciona”, sentenció Skarpheoinsson.

Islandia también promulgó fuertes recortes, aunque al mismo tiempo, incrementó los impuestos a los más ricos. “Usamos el beneficio para estimular el crecimiento y garantizar que el Estado del bienestar quedara intacto”.

“A día de hoy, tenemos una de las tasas de desempleo más bajas en Europa y un sólido crecimiento económico. El modelo islandés funciona”, ha remachado el titular de Exteriores de Islandia.

La crisis financiera en Islandia se desató en 2008 tras quebrar sus tres principales bancos. Al inusitado aumento de la tasa de paro, le siguió una devaluación de la moneda, la corona islandesa; una caída estrepitosa del crecimiento, un referéndum sobre como tratar la deuda de los bancos Glitnir, Landsbanki y Kaupthing –con resultado negativo– con inversores extranjeros y el procesamiento del exprimer ministro Geir Haarde y varios gestores de los bancos.

Antes de fin de año, la justicia islandesa condenó al exdirector general del banco Glitnir y al exdirector de la entidad a nueve meses de prisión por fraude.

El tribunal les considera culpables por la concesión de préstamos imprudentes en la etapa anterior a la quiebra del banco en 2008.

Se les acusó de hacer mal uso de su posición al frente de la entidad y de poner en riesgo los fondos del banco al conceder a la compañía Milestone -en ese momento accionista de Glitnir- un préstamo de 102 millones de euros sin las necesarias garantías o avales.

Desde Abril de 2012, la mayoría de las deudas hipotecarias de los islandeses quedaron perdonadas a un cuarto de la población, que es el equivalente al 13% del PIB nacional.

Un acuerdo entre el Gobierno y los bancos del país, en parte controlados por el Estado,  permitió el perdón del crédito hipotecario que en muchas ocasiones superaba el 110% del valor de sus viviendas.

A continuación, la cronología de los hechos y los datos:

1. Islandia fue rescatada. Recibió una ayuda financiera del FMI de 2.100 millones de dólares. A ello se añadió un préstamo conjunto de  los países nórdicos por 2.500 millones de dólares. Y por si fuera poco, otros 6.300 millones de dólares prestados por Alemania y Reino Unido. Si aplicásemos la regla de tres a todas esas cantidades, y pusiéramos en la x a España, la ayuda a nuestro país habría sido cercana a 1 billón de euros. Exorbitante. Por eso, Islandia no era un problema sistémico. Era un pequeño problema en las finanzas mundiales. España es un gran problema.

2. Las ayudas del FMI no llegaron hasta que Islandia puso en marcha un plan de recortes.  Tuvo que subir el IVA, el Impuesto de la Renta, el Impuesto de Sociedades, y reintrodujo el Impuesto sobre el Patrimonio. Los tipos de interés pasaron del 7% al 15%. En España, se han subido igualmente el IVA, el IRPF,y más impuestos, pero los tipos de interés han bajado desde la crisis del 4,25% al 0,75%.

3. El país devaluó la moneda, la corona. Pasó de unas 90 coronas por euro a principios de 2008, a 189 coronas, a finales de 2009. Ahora es de unas 168 coronas. Eso facilitó la recuperación de la economía. España, al tener una moneda común con 16 países, no lo puede hacer en solitario.  

4. El gobierno dejó quebrar a los tres grandes bancos causantes de la crisis… pero los nacionalizó. Eso significa que no cerraron. El Gobierno tuvo que inyectar dinero público como lo ha hecho España para proteger a los ahorradores.

5. El gobierno negoció con los acreedores, y consiguió que perdonaran el 70% de las deudas. Los acreedores (los perdedores de esta historia) eran bancos europeos o norteamericanos, que prestaron dinero a los bancos islandeses, quienes lo prestaron a ciudadanos islandeses, los cuales lo invirtieron en compras masivas de casas que provocaron una burbuja inmobiliaria. España no ha dejado quebrar a los bancos  o cajas en crisis, pero los ha nacionalizado.

6. Entre los acreedores había grandes grupos financieros internacionales, sí, pero también unas 6.000 familias inglesas y holandesas que pusieron sus ahorros en bancos islandeses, concretamente en el Icesave. Durante mucho tiempo, esas familias lucharon por recuperar sus ahorros de toda la vida. Los han empezado a recuperar en 2012.

7. La economía islandesa se contrajo un 6,7% en 2009, el paro creció y muchos islandeses tuvieron que emigrar tras la aplicación de los duros planes del FMI. Les pasó lo mismo que Grecia y que Portugal. Y que España.

8. Islandia aún debe devolver el rescate. Ya pagó en marzo de 2012 una quinta parte. Le queda el resto, que debe devolver hasta 2016. En Occidente, nada es gratis. España tendrá que hacer lo mismo con lo que le ha prestado la UE.

9. El gobierno y la banca llegaron a un acuerdo para que toda deuda familiar hipotecaria que excediera un 110% del valor del piso sería perdonada. En España, eso no ha sucedido. Se han suavizado las condiciones de los desahucios solamente.

10. El gobierno controló la especulación con divisas, y en marzo de este año prohibió a los ciudadanos y a los bancos comerciar libremente con moneda extranjera. Esa medida ha permitido estabilizar la moneda. En España apenas existen esos controles.

La historia es que desde 2010, la economía islandesa comenzó a crecer: 2,9% en 2011. Y se espera que un 2,4% este año. La inversión extranjera está volviendo al país, poco a poco. Y sobre todo,  el estado del Bienestar se ha mantenido.

Documental que compara Islandia y España para superar la crisis

Alejandro Miralles
Redacción

Leer más:
Islandia se recupera
Islandia apoya una nueva constitución
Islandia y las mujeres
No a los bancos
Islandia y la revuelta social

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>