Miercoles 28 de Septiembre del 2016
Google+ Pinterest
sponsors 1; 2; 3; 4

Compartir de igual a igual, coche o donar lo que no necesitamos


El fenómeno P2P ahorra dinero y energía.

La fórmula de eliminar intermediarios a través de Internet y realizar transacciones entre particulares se expande cada vez más rápido. A nivel estatal empiezan a surgir portales que permiten intercambiar bienes y servicios de persona a persona, sin que exista una empresa de por medio. Los beneficios son mutuos, precios más bajos y la posibilidad de sacar partido a productos que no se utilizan.

Si el fenómeno p2p, o peer to peer (de igual a igual), empezó con archivos digitales, con el tiempo la idea de intercambiar contenidos “de igual a igual” se ha ido trasladando al mundo de los objetos físicos, con o sin dinero de por medio.

Hace ya tiempo que existen portales para vender, alquilar o intercambiar cosas, desde colecciones de DVD hasta ropa de niño o herramientas. En el último par de años, la fórmula de poner en contacto de manera directa a propietarios y consumidores ha pasado a palabras mayores, arrendando el piso o el coche propios a desconocidos a través de servicios por Internet.Nolotiro.org es un sitio web donde ofrecer al público cosas en buen estado que ya no se utilizan, para que otra gente que las necesita pueda darles utilidad.En esta línea existen también proyectos como Krrb, un sencillo portal que permite poner en contacto a personas en el ámbito local para vender, intercambiar o regalar cosas que ya no quieren.En el banco del tiempo se intercambian servicios y actividades en donde la unidad de intercambio y de valor siempre es la misma para todos, el tiempo. Este sistema, dado que se basa en ayudar al otro a cambio de que te ayuden, favor por favor, fomenta las relaciones sociales y la igualdad entre estratos sociales.La práctica del coche compartido o carpooling también es una idea relativamente nueva y que está ganando adeptos a una velocidad considerable. Consiste en que las personas que realizan recorridos similares, ya sean cortos o largos, se agrupen en menos coches, aprovechando así las plazas libres, dividiendo el coste económico, reduciendo el tráfico y el problema de los aparcamientos y al mismo tiempo que se reducen las emisiones CO2.Las entidades de carpooling más conocidas en España son Viajamosjuntos.com, Compartir.org, conduzco.es y Amovens.com. Según cuenta la página web de esta última, lo que ofrecen es “una herramienta online gratuita [www.amovens.com] que permite publicar rutas como pasajero o como conductor, tanto para trayectos dentro de la misma ciudad como entre ciudades diferentes, y ponerse en contacto con otros usuarios de forma confidencial y segura para compartir coche”.Teresa G. OriveEn Positivo

1 comentario

  1. Jesus Peña Responder

    Estupendo artículo. quería añadir que conduzco.es también tiene aplicaciones para compartir coche sin tener que estar delante del ordenador, desde iPhone y Android 😉 http://www.conduzco.es/pages/mobile_android

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>