Lunes 26 de Septiembre del 2016
Google+ Pinterest
sponsors 1; 2; 3; 4

Grandes fortunas solidarias


Las fortunas tecnológicas más solidarias.
Sus nombres suelen aparecer habitualmente en el listado de la prestigiosa revista Forbes. Padres y presidentes de compañías tecnológicas son sinónimos, en muchos casos, de las fortunas más contantes y sonantes del planeta. Pero, ¿hasta qué punto comparten sus riquezas con causas más altruistas?

El binomio tecnología y filantropía lleva, en la mayoría de ocasiones, a pensar en un nombre: William “Bill” Gates III.

El fundador de Microsoft se ha convertido en referente mundial de las donaciones a los más desfavorecidos junto a su mujer Melinda a través de la fundación que ambos comparten y a la que prestan su nombre y apellido. Sin embargo, el nombre que hoy copa los medios de comunicación es otro: Steve Jobs y no por su faceta más filantrópica.

Su reciente abandono de la compañía a la que dio vida ha puesto la biografía del genio de Apple en el punto de mira. Ríos de tinta han corrido sobre la historia del creador de una de las compañías más potentes del mundo, el despido de su propia empresa, el milagro de su vuelta, sus múltiples aciertos en un mercado en el que el logotipo de la manzana es sinónimo de éxito asegurado. Gates y Jobs dos hombres “símbolo” que han llevado sus fortunas -al menos, de cara a la galería- de dos formas bien diferentes.

Gates, el referente
Tras su retirada al frente de Microsoft, Gates se ha dedicado en cuerpo y alma a su trabajo en la fundación (mejoras en sistemas sanitarios, educación,…).

Con una fortuna valorada en 56 billones de dólares, Gates ha donado en vida cerca de 30 billones, lo que bien le vale la imagen pública que durante los últimos años se ha granjeado.

¿Se parece algo Jobs en esto a Gates? Por lo que ha trascendido y por lo que se sabe hasta ahora, no. No sólo no se le conoce ninguna donación a fines sociales al padre de Apple, sino que además es sabido que, tras reasumir el control de la compañía en 1997, eliminó todos los programas filantrópicos que se llevaban a cabo desde la empresa. Sin embargo, recientemente, una campaña de iTunes promovió las donaciones de usuarios para los damnificados en los pasados terremotos de Haití y Japón. La fortuna personal de Jobs está valorada en unos 6,1 billones de dólares.

Por su parte, las compañías tecnológicas han dado otros grandes prohombres a lo largo de su historia. David Packard, cofundador de Hewlett-Packard, junto a Bill Hewlett, dedicó gran parte de su vida a proyectos desinteresados. Entre ellos, destacó la Fundación Acuario de Bahía Monterey, que creó junto a su mujer y al que donó 55 millones de dólares en la construcción de un nuevo acuario. Asimismo, también cuenta entre sus éxitos caritativos una fundación por la que donaron 40 millones de dólares en hospitales infantiles.

La educación es uno de los ámbitos donde más donaciones se han hecho por parte de estos gurús de la tecnología.

El caso de Gordon E. Moore, cofundador de Intel, es uno de ellos. Así, en 2001, junto con su esposa, donó 600 millones de dólares a Caltech, el regalo más costoso jamás entregado a una institución de educación superior

En la misma línea educativa se ha posicionado Mark Zuckerberg, cerebro de la red social Facebook, que el pasado año donó 100 millones de dólares al sistema de educación pública de Newark, que tiene como objetivo mejorar la educación estadounidense. Zuckerberg posee una fortuna de 13,5 billones de dólares. Algunos años antes, Jerry Yang, cofundador de Yahoo, donó 75 millones de dólares a la Universidad de Standford.

Cuberterías de la abuela
Otros de los nombres a destacar en la lista de donantes tecnológicos más ilustres es el de Larry Ellison. El presidente de Oracle ocupa el quinto puesto en la lista de billonarios del mundo, con una fortuna estimada en 39.5 billones de dólares. Una declaración honra a Ellison y es que, en su momento, aseguró que planea donar el 95% de su fortuna a programas de caridad

La lista podría continuar entre otros con Azim Premji, presidente de Wipro, que se encuentra entre los primeros 50 billonarios del mundo, con proyectos educativos en la India por valor de más de dos billones de dólares.

En este maremágnum de fortunas y donaciones no faltan las anécdotas y rumores como la que planea sobre la figura de David Filo, cofundador de Yahoo, del que dicen donó una cubertería de su abuela a la Tulane University para su antigua facultad de ingeniería.

Fuente: lainformacion.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>