Jueves 29 de Septiembre del 2016
Google+ Pinterest
sponsors 1; 2

Los laboratorios más desafiantes e insólitos del planeta


Los laboratorios científicos más extremos.
BBC Focus los invita a que nos acompañen en un paseo por algunos de los lugares más desafiantes del planeta en los que se realizan experimentos de la más diversa índole.
En estos seis centros de investigación en diversas partes del mundo se rompen los esquemas en nombre del progreso de la ciencia y el conocimiento.
El más alto
Un centro de investigación podría ser la última cosa que usted espera ver al escalar los Himalayas en Nepal, pero ese es el lugar donde precisamente se encuentra el Pyramid Laboratory, un laboratorio en forma de pirámide.

Situado a 5.050 metros sobre el nivel del mar, es el laboratorio insignia en lo referente a la investigación de grandes altitudes y ha acogido a más de 550 misiones de investigación desde su apertura en 1990.
Este laboratorio es propiedad del Comité Ev-K2-CNR, encargado de promover la investigación en áreas de montaña.

El centro tiene como objetivo utilizar sus conocimientos para garantizar una mejor calidad de vida para las poblaciones nativas de todo el mundo además de proteger los frágiles ecosistemas de grandes altitudes.

El más ventoso
La misión aquí es crear la velocidad Mach 30, que es aproximadamente 30 veces la velocidad del sonido.
El túnel de viento LENS-X del Centro de Investigación Claspan de la Universidad de Búfalo, Nueva York, es una autoridad en lo relativo al flujo de aire.

Con 2,5 metros de ancho y más de 30 metros de largo, sólo “sopla” por dos milésimas de segundo a su máximo potencial, lo que genera 18 metros de flujo de aire.

La instalación, que puede poner a prueba misiles y aviones a escala reducida, incluso ha sido utilizada para ejecutar pruebas para la nave espacial Orion de la agencia espacial estadounidense NASA.

El más presurizado
El Aquarius de Key Largo, Florida, es un laboratorio dedicado a la investigación submarina capaz de albergar seis investigadores por un máximo de dos semanas.

Aunque está ubicado a una profundidad de 20 metros, la plataforma de trabajo a 14 metros está sujeta a alrededor de 2,5 veces la presión de la superficie.

Y usted puede olvidarse de las miserables dos horas de buceo que normalmente necesitaría si parte desde la superficie del mar. Los residentes del acuario pueden bucear hasta por nueve horas a 30 metros.

El más profundoEnterrado a unos dos kilómetros debajo de Ontario, Canadá, el laboratorio SNOLAB es mejor conocido por el ahora extinto experimento del Observatorio de Neutrinos de Sudbury (SNO, por sus siglas en inglés).

Los científicos pueden aprovechar la gruesa capa de roca que lo cubre, pues filtra la radiación cósmica lo que permite detectar y observar la débil interacción de las partículas subatómicas llamadas neutrinos.

El laboratorio está siendo reformado para el experimento denominado SNO+, el cual utilizará un proceso de base líquida para estudiar los neutrinos de niveles de energía aún más bajos que los del experimento inicial del SNO.

El más paciente
Mirar cómo se seca la pintura sería un día de diversión en comparación con lo que sucede en el experimento Pitch Drop también conocido por algunos como el experimento de la gota de petróleo de la Universidad de Queensland, en Australia.

El objetivo del experimento es demostrar que la brea -la materia oscura y pegajosa tras destilar el alquitrán- es un líquido muy viscoso, y para ello lo dejan gotear de un embudo de vidrio.

Desde que comenzó el experimento en 1927, sólo ocho gotas han caído, la más reciente en 2000, aunque nunca nadie ha sido testigo de que esto suceda.
Análisis indican que la viscosidad de la brea es 230 mil millones de veces más que la del agua y hay suficientes reservas para otros cien años.

El que más atrae
El Laboratorio Nacional de Alto Campo Magnético (National High Magnetic Field Laboratory), en Florida, Estados Unidos, es el hogar de decenas de imanes y posee el más poderoso del mundo.

El imán 45 Tesla (45T) Híbrido tiene la fuerza equivalente a cerca de 45.000 imanes para nevera, y está compuesto de un imán superconductor de 11,5 toneladas y un imán de fuerza resistiva o retardatriz de 33,5 toneladas.

Goza de una gran demanda entre los científicos de todo el mundo como una estación de ensayos, y cuenta con algunas estadísticas impresionantes: cuesta US$14,4 millones, y tiene que ser operado a -271° C.

Daniel Bennett
Publicado en: Revista BBC Focus

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>